marzo 18, 2015

Aclimatación al terreno

¡Vaya comienzo de primera!. He aprovechado los primeros 5 días de viaje para visitar a mi prima Vicky en Moscú, una ciudad que había visitado un par de veces por trabajo pero que apenas conocía. Además de visitar los sitios típicos (el teatro Bolsoi, la Plaza Roja, el Kremlin, la catedral de San Basílico, las Galerías Gum…), “nos colamos” en una celebración ortodoxa, exploramos la cabaña de madera de Pedro el Grande en Kolomenskoye, visitamos la tumba de Boris Yeltsin, vimos la catedral de Smolensk en el monasterio de Novodevichy, aprendimos a bailar de unos rusos muy simpáticos, y ¡Vicky me enseño a leer cirílico!

Moscú (13-15 marzo):

Despertarse a las 3:30am para coger un vuelo a las 7:00am a Moscú con dos maletas de más de 20kg cada una y una mochila es jugársela a que algo salga mal, una Yousebada que dirían mis amigos. Pues siento decepcionar pero todo fue como la seda.

Early start(Isabel, llegué 45min antes, ¿increíble no?)

Aterricé sobre las 11:00am y tardé unas dos horas en llegar al hotel. Una vez allí, y tras desenfurdarme el disfraz de esquimal, me enfrenté a mi primera experiencia con la gastronomía rusa… ¡un platazo de  spaghetti carbonara!

A eso de las 17:30 me encontré con mi prima Vicky en la recepción del hotel y fuimos a dar un paseo por la Plaza Roja. Vaya preciosidad.

Teatro Bolsoi
Plaza Roja
Kremlin
Catedral de San Basílico
Una de las Siete Hermanas

Para acabar el día decidimos volver al hotel dando un paseo, y paramos a cenar en un restaurante armenio donde nos sirvieron unos deliciosos pinchos morunos de carne y unos “dumplings” rellenos de setas que estaban riquísimos.

 

La mañana siguiente (sábado) fuimos a ver el hotel Radisson чкраина (Ucrainia), una de las Siete Hermanas, y compramos entradas para un tour en barco con cena por el Moskva. De ahí fuimos dando un paseo hasta la Plaza Roja (3,6km de nada) para ver el Kremlin. Ignorante de mi, siempre había pensado que el Kremlin era una serie de edificios gubernamentales o un palacio donde vivía el primer ministro ruso…

Plaza Roja
Kremlin
Kremlin
Kremlin
Mausoleo de Lenin

Un consejillo, si estáis de visita y quereis sacar una foto, ni se os ocurra pisar la carretera interior que rodea las iglesias (aunque esté vacía), ¡vaya chorreo me cayó!

Después de visitar el Kremlin fuimos a las Galerías Grum a picar algo; aunque no teníamos mucha hambre apetecía sentarse un rato. Las Galerias Grum son un centro comercial donde se pueden encontrar casi todas las marcas de occidente y, por lo que parece ser, un destino popular para las sesiones de fotos de recién casados… ¡Y no acaba ahí!, en el centro de las galerías hay una fuente con unos cerezos falsos, y mujeres de todas las edades hacen cola para sacarse una foto con posado sexy… ¡Increíble!

Pelín horterilla
Ésta fue la más comedida

Por la tarde visitamos la catedral de San Basílico y tuvimos la suerte de encontrarnos con un cuarteto musical interpretando música coral ortodoxa a capella, ¡escalofriante!. Tras la visita a San Basílico (de 1h más o menos) decidimos volver al hotel dando un paseo por el río, aprovechando para ver otra serie de lugares emblemáticos como la catedral del Cristo Salvador, el monumento a Pedro I (el Grande) quien trajo a Rusia la cultura europea, o Gorki Park.

Catedral de San Basílico (¿recuerda al Tetris?)
Catedral de San Basílico
Catedral de San Basílico
Catedral del Cristo Salvador
Monumento a Pedro el Grande
Gorky Park 😉
Metro de Moscú

Ya al atardecer Vicky y yo subimos a bordo del Montana para disfrutar de 2h de travesía por el Moscva, sin saber la gran lección de baile que nos depararía la noche… No perdáis de vista a los dos hombres,  no me extrañaría que dentro de poco les llamen de algún programa de televisión.

 

Para completar la visita a Moscú el domingo fuimos a Kolomenskoye (donde se crió y más tarde retiró Pedro I, y donde Ekaterina II y Alejandro I establecieron uno de sus palacios), al cementerio donde se encuentran enterrados Yeltsin, Khrushchev, Prokofiev y otras personalidades varias, y al monasterio de Novodevichy donde se encuentra la catedral de Smolensk.

Kolomenskoye
Kolomenskoye
Kolomenskoye
Kolomenskoye
Catedral de Smolensk

 

San Petersburgo en el día  (16 marzo):

Algo bueno de empezar el día a las 6:00am es que las calles están vacias y no hay grandes colas en las taquillas para comprar billetes de tren. La desventaja en cambio es que, asumiendo que la taquilla esté abierta, es fácil desesperarse si la persona de turno se lo toma con muuuucha calma:

  • 6:30am Llego a la estación, hay dos taquillas abiertas y tan solo dos personas por delante
  • 6:40am Todavía tengo una persona por delante y ¡la taquillera se ha ido de charleta!
  • 6:45am ¡Por fin se digna a volver!
  • 6:50am Llega mi turno
    • Joseba: un billete para el tren de las 7:00 a San Petersburgo y vuelta hoy a las 19:50 (todo esto comer número de cada tren, las paradas, horas… por escrito como había sugerido Vicky)
    • Señora: ¿vuelve hoy o mañana?
    • Joseba: hoy a las 19:50 por favor
    • Señora: ¿seguro?
    • Joseba: sí por favor, hoy 16 de marzo
    • Señora: no puedes ir a San Petersburgo en el día, no tiene sentido
    • Joseba: por favor deme los billetes
    • … (6:55)
    • Señora: aquí tienes, el de las 7:00 a San Petersburgo, el otro lo compras allí si quieres

¡En fin! Ir a San Petersburgo mereció la pena. La ciudad es preciosa, la gente (por lo general) muy simpática y amable, y rebosa cultura por todas partes. No tuve ocasión de visitar ningún museo (Hermitage incluido) pero ¡volveré!.

Madrugón
Ekaterininskiy skver
Catedral de la Sangre Derramada
Catedral de la Sangre Derramada
Las paredes están recubiertas de mosaicos
Catedral de San Isaac
Más mosaicos
El Almirantazgo
Palacio de Invierno / Hermitage
Plaza del palacio
Palacio de Invierno / Hermitage
Catedral de Pedro y Pablo

 

Siberia ¡ahí voy! (17 marzo):

Mañana intensa antes de volar a Irkutsk ya que todavía me quedan varias cosas por hacer.

LISTA DE TAREAS

  • Deshacer la maleta y reorganizar todo para ver si me quito un bulto de encima ✔️
  • Aprender a montar la tienda de campaña (bastante importante) ✔️
  • Repasar cómo se usa el hornillo de camping (bastante importante) ✔️
  • Repasar cómo funciona el GPS (preferible pero prescindible) ❌
  • Escribir el blog (en progreso)

Y ¡listos para partir!

image

PD. Todavía no me explico cómo, pero no me hicieron pagar sobrepeso

One Comment On “Aclimatación al terreno”

  1. me dice aita que no te olvides la bufanda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *